Educación Secundaria Obligatoria

Logo Institucion transparente

  social-twitter-box-white-icon-24  Google-plus-icon-24 YouTube-icon-24

Queremos presentaros nuestro club de Matemáticas con alumnos y alumnas de todos los cursos de la ESO. Está dirigido por el profesor de Matemáticas de la ESO Antonio Inarejos.

Los componentes podrán participar en distintos concursos organizados en distintas partes de España o incluso en partes de Europa como: Intercentros, Pangea, Mathleague, Science League, Canguro Matemático y muchos más.

El principal concurso en el que se participará es la Mathleague. Son distintas fases de problemas en inglés y si se consigue ser uno de los mejores equipos se podrá enviar a los componentes de la ESO para realizar la final.

Hace un año los componentes de este club lograron ir a Barcelona a realizar la final del concurso y más aún, algunos componente ganaron la final.

Estamos los martes, miércoles y jueves de 8.00 a 8.30 en las aulas de cuarto de la ESO. Por si te quieres pasar.

Este mes de octubre ha arrancado de nuevo, y por cuarta vez, un proyecto que completa la educación de nuestros alumnos.  Iniciado de la mano de María José Lara, continuado por Sandra Mariñas y apoyado siempre por el claustro de la ESO, la sección oferta a sus chicos y chicas la posibilidad de acercarse a la realidad ayudando en una residencia de ancianos, repartiendo desayunos los domingos por el centro de Madrid y queriendo ayudar este año en el proyecto Nido del colegio.

Buscamos más solidaridad, abrir este proyecto a otras secciones, PAS y por supuesto padres y madres del cole. Si estás interesado en echar una mano, una vez al trimestre, o más, ponte en contacto con cualquiera de la ESO, estaremos encantados de contarte qué tal y dónde puedes ayudar.

 

 

 

 

En los últimos 60 años de estos #300LaSalle el colegio ha hecho de dos lugares, sitios que han marcado para siempre. El taller de Automoción en FP y el Taller de Tecnología de Don Isidro.

El año pasado se renovó de arriba a abajo el taller de Automoción buscando la merecida concesión de un Grado Superior.

Pero la crónica de hoy es un homenaje al Taller de Don Isidro que poco a poco va dejando atrás una forma de ser única pues llegan los nuevos alumnos con los Chromebooks, y hay que adaptarse.

Los primeros 18 años del siglo XXI han sido un desafío para la asignatura de Tecnología y el lugar donde se imparte. Y Don Isidro respondió a él haciendo de su taller un lugar de esos que marcan para siempre. Por su forma y por su contenido.

Por su forma al ser un aula que se llenaba de ordenadores de todos los sistemas operativos o windows habidos y por haber, diferentes Rams y capacidades en continua evolución, con los que se trasteaba, y que convivían con maderas, escuadras, fresadoras, pinturas y pinceles.

Y por su contenido. El aula de Tecnología no solo es un lugar de trabajo escolar, allí muchos chicos y chicas han pasado muchas horas, con Don Isidro. Horas extras donde se experimentaba, jugaba, pintaba, lijaba, programaba...Es uno de esos lugares que marcan pues tiene la magia de esos sitios donde uno se busca o busca lo que no se encuentra en ningún otro lugar, material e inmaterial. Desde un destornillador para ajustar tú un cajón a una charla tranquila con café de cafetera y la música de fondo del oboe de Raúl Pomares que llega desde la sala de Música.

Seguro que tú también tienes tu lugar del colegio. Mándanos tu relato con tu historia y compártela en este #300LaSalle.

 

Back to top