¡Ah del Castillo!

Sorprendidos y emocionados, así entraron los más pequeños del colegio el pasado viernes. Y no era para menos, después de los días de trabajo y preparación que vivimos junto a las familias para que todo quedara perfecto.

Los pasillos de infantil se convirtieron de la noche a la mañana en un castillo medieval, torres, almenas, antorchas, puentes levadizos y caballeros medievales entre muchos otros adornos nos introducen un poquito más en la época medieval.

Todo el equipo de infantil agradecemos enormemente a las familias que han podido venir a hacer los decorados y a adornar, sin vosotros esto no hubiera sido posible… solo por su emoción y sus caritas de felicidad el esfuerzo ha merecido la pena.

Back to top